Puntarenas, Costa Rica, un paraíso en el Pacífico

Conocida como la “Perla del Pacífico” se levanta la ciudad de Puntarenas en Costa Rica, un paraíso natural adonde llegan al año numerosos cruceros repletos de turistas de todo el mundo, quienes se maravillan ante la belleza de sus playas y de su ecosistema.

Puntarenas, Costa Rica, un paraíso en el Pacífico

Se encuentra ubicada en la provincia del mismo nombre al occidente de Costa Rica y aunque comenzó como un puerto pesquero, con el paso del tiempo se convirtió en un destino turístico reconocido en Centroamérica gracias a su clima cálido y húmedo con temperaturas que oscilan entre 34 y los 20 grados centígrados.

Deportes de playa y de aventura

Actividades de descanso, culturales y de observación natural se encuentran a la orden por parte de los operadores turísticos de la región, estas son algunas de las que puede realizar de acuerdo a sus preferencias: Caminatas o trote suave por la playa, participar en “La Mejenga” o partidos de fútbol en la arena y pescar en las apacibles aguas marinas.

Puedes practicar deportes extremos en Puntarenas tales como el surf en la Playa de Santa Ana o en Playa Escondida, volar en parapente en el Nido de Las Aguilas o alquilar una lancha o un yate para visitar las Islas Tortuga o San Lucas.

Otros atractivos naturales de Puntarenas son el Parque Marino y el Parque Mora y Cañas. Construcciones como el Muelle Grande, el Mercado de Puntarenas, La Catedral y el Faro La Punta, complementarán su recorrido histórico.

Entre los alojamientos en Puntarenas disponibles encontrarás hoteles pintorescos ubicados en construcciones modernas y otras típicas. Sobresalen los hoteles Los Altos y Zephir Palace, que le ofrecen servicios de gran distinción. Para menores presupuestos se encuentran los hoteles: La Punta, Plaza y Las Brisas.

Del mar a su mesa

La especialidad culinaria de esta ciudad costera es la comida de mar, ceviches y otras preparaciones basadas en frutos del mar y pescados hacen de la experiencia de comer en Puntarenas todo un placer.

No olvide pedir platos como: Vigorones (Repollo, chicarrón y carne con chimichurri), escabeche, langosta a la parrilla, arroz con calamares y una amplia variedad de sopas de camarón y mariscos. Para refrescarse: Agua de Tamarindo o granizado (helado endulzado con leche condensada)

Restaurantes locales como: Costa del Sol, Crucero, Pescafrito y El Cebichito, son los más recomendados por quienes han contado con la fortuna de visitar este paraíso centroamericano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *